Consejos para la pesadez de las piernas durante el verano

piernas-cansadas-verano.jpg

Estos últimos días en los que una ola de calor ha azotado la mayor parte de nuestro país nos deja de manifiesto que el verano está más presente que nunca, y con ello las altas temperaturas que lo caracterizan. Si sufres de piernas cansadas tienes que tener en cuenta que durante el verano el problema suele agravarse debido a la subida de las temperaturas. Esto se debe a que el calor hace que la circulación empeore y con ello aumenten los casos de piernas cansadas, arañas o varices. Así, el aumento de las temperaturas agrava los síntomas habituales de la insuficiencia venosa crónica, y las personas afectadas sienten en esta época del año las piernas más cansadas, hinchadas y congestionadas.

En el post de hoy te dejamos algunas recomendaciones para disminuir los síntomas de las piernas cansadas, especialmente en esta época:

1. Pon las piernas en alto. En las jornadas de calor, es recomendable elevar las piernas al mediodía y al llegar a casa por la noche. También te aconsejamos dormir con las extremidades inferiores elevadas unos 5-10 centímetros.

2. Aplica ligeros masajes en piernas y tobillos. Mientras permaneces tumbado, puedes realizar un masaje ascendente, desde los pies hacia la rodilla, con un gel frío.

3. Para activar la circulación alterna duchas no excesivamente calientes (38º como máximo) con chorros fríos en las piernas. Al finalizar, aplica agua templada a las pantorrillas en sentido ascendente para aliviar la sensación de pesadez.

4. Tras la ducha, aplica en las piernas una loción o crema hidratante realizando suaves masajes, y así mantener la piel elástica.

5. Descarta la ropa ceñida, especialmente en verano. Las prendas de vestir muy ajustadas pueden dificultar el retorno venoso. En su lugar, debemos recurrir a ropa holgada y que transpire bien, así como a un calzado cómodo.

6. En la medida de lo posible, evita los ambientes demasiado calurosos, ya que el calor estimula la dilatación venosa.

7. Por último, puedes usar toallas húmedas y frías para refrescar las piernas.

Para realizar los masajes de los que te hemos hablado antes, en nuestra tienda online puedes encontrar NATISBEN GEL, un gel frío de acción descongestionante, emoliente y suavizante que proporciona a las piernas una sensación de descanso y alivio.

Esperamos que estos consejos te resulten útiles y te ayuden a disfrutar más y mejor del verano.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *